Crítica SmackDown 25/02/22

SmackDown está en camino a WrestleMania 38. Los eventos principales se establecieron enfocados en los campeones de la marca azul. La edición del 25 de febrero de SmackDown se enfocaría en construir la cartelera para el evento de dos noches más «estupendo» en la historia de WrestleMania.

Roman Reigns y Brock Lesnar han estado en curso de colisión desde antes de que comenzara el 2022, y la bestia ha hecho todo lo que está a su alcance para garantizar que se enfrentaría a Reigns como campeón de WWE. Los dos campeones firmarían el contrato para su combate esta noche.

Sami Zayn una vez más tiene el titulo intercontinental. Derrotó a Shinsuke Nakamura la semana pasada para convertirse en tres veces campeón intercontinental. Prometió una celebración esta semana en SmackDown, una que no fue lo que esperaba.

Sonya Deville y Charlotte Flair atacan a Ronda Rousey

Este fue una incómoda forma de abrir la noche. Rousey simplemente no sonaba segura hablando de sí misma. Ella es la mujer más mala del planeta en el ring, pero aún lucha por venderse en el micrófono. Ella necesita un manager más temprano que tarde.

La historia parece ser que Charlotte intentará lastimar a Rousey antes de WrestleMania para retener su campeonato. Tiene sentido, pero aún no es una historia lo suficientemente grande como para ser el evento principal de la Noche 1 de WrestleMania 38.

Big E y Kofi Kingston vs Los Lotharios

Si bien esta fue una lucha correcta por equipos, WWE continúa organizando estas luchas sin nada de construcción. Hubiera sido interesante ver a Ángel y Humberto lograr una victoria sorpresa esta vez, pero en cambio, New Day sigue siendo la fuerza dominante en la división de parejas.

Dado que Los Lotharios solo seguirán perdiendo y las luchas no han tenido suficiente variedad, los involucrados deben dividirse de inmediato por el bien de ambos equipos. Los Lotharios podrían ser una pareja interesante para ir tras los títulos, pero claramente con la pereza de la reserva aún no es el momento.

Natalya vs Xia Li

Tomó más de cuatro meses, pero Li finalmente hizo su debut en SmackDown. La multitud no conecto con la lucha, lo que no ayudó a una lucha que fue bastante monótona. Natalya siempre ha sido lo suficientemente buena como para permitir que alguien se vea bien, pero necesita un gran oponente para eso.

Johnny Knoxville arruina la celebración de Sami Zayn

Si bien Knoxville no es el competidor más emocionante para Zayn en WrestleMania, esto era inevitable. La estrella de Jackass es popular y obtuvo la reacción más ruidosa de la primera hora en un espectáculo malo. Su nombre todavía está en el centro de atención gracias a Jackass Forever, entonces, ¿por qué WWE no querría capitalizar? Es publicidad extra en diversos medios y considerando que gracias a esa idea de tener dos noches de Wrestlemania, WWE tiene que llenar 8 horas de programación, entonces prepárense para mucho relleno este año.

Sasha Banks vs Shotzi

Lucha bastante unilateral. Banks le dio a Shotzi algunos movimientos, solo para aplastarla con una secuencia fuerte. Eso es decepcionante ya que las dos mujeres parecían tener una rivalidad legítima a fines de 2021.

Por otro lado, es decepcionante que WWE tenga que formar continuamente equipos en la división de mujeres para mantener los Campeonatos de Parejas de Mujeres de WWE remotamente relevantes.

Drew McIntyre vs Madcap Moss

Esta fue otra revancha que no necesitaba suceder. La historia tiene sentido ya que Corbin continúa usando a Moss para salvarse, pero estos dos hombres no tienen suficiente química para seguir haciendo que estos combates sean interesantes.

Esta disputa entre McIntyre y Corbin se ha prolongado durante meses, tratando a McIntyre vs Corbin como una atracción mucho mayor de lo que realmente es. En este punto, WWE no tiene más remedio que ponerlo en la cartelera de WrestleMania porque hay demasiado tiempo de televisión que rellenar esa noche y no tiene ningún otro plan para los involucrados.

Roman Reigns y Brock Lesnar

El ritmo de SmackDown fue incómodo toda la noche, pero esto fue especialmente extraño ya que hubo dos cortes comerciales durante este segmento. Brock Lesnar no salió hasta que quedaban menos de 10 minutos del show.

Una vez que Lesnar comenzó, todo salió como se esperaba. La Bestia se divirtió interpretando el papel de Heyman en el ring antes de comenzar un entrenamiento fácil lanzando a algunas personas al azar. Reigns jugó con su confianza. La narración es simple más allá de la necesidad repetitiva de promocionar la grandeza de esta lucha.

WWE a menudo ha sentido la necesidad de decirle a la gente cómo debe sentirse, promocionando esta lucha más allá de lo que puede ofrecer. Etiquetar a un combate que ya sucedió dos veces en WrestleMania e incluso hace cuatro meses en Crown Jewel como «El mayor combate de todos los tiempos en WrestleMania» solo corona un show que fue incomodo de ver.